Lorem ipsum dolor sit amet, conse ctetur adip elit, pellentesque turpis.

Teléfono: 661 713 329     Siguenos

Image Alt

Colegio Profesional de Ingenieros en Informática de Castilla y León

  /  Uncategorized   /  Patentabilidad del software en la Unión Europea

Patentabilidad del software en la Unión Europea

Desde que el pasado septiembre el Parlamento Europeo enmendó la directiva sobre patentabilidad del software dejando de forma bastante efectiva los programas de ordenador fuera del ámbito de lo patentable, la presión se ha trasladado temporalmente al Consejo Europeo de Ministros.

Desde que el pasado septiembre el Parlamento Europeo enmendó la directiva sobre patentabilidad del software dejando de forma bastante efectiva los programas de ordenador fuera del ámbito de lo patentable, la presión se ha trasladado temporalmente al Consejo Europeo de Ministros. Más adelante, después de las próximas elecciones europeas, probablemente volverá el trámite al Parlamento, y los promotores de la patentabilidad del software en Europa quieren hacerlo con una previa postura positiva del Consejo Europeo, donde deciden los representantes de los gobiernos de la Unión Europea.

La maniobra en el Consejo está siendo liderada por la presidencia de turno irlandesa, que está haciendo gestiones a todos los niveles para que se apruebe una propuesta que es incluso más favorable a la patentabilidad del software que la original de la Comisión. La última de estas gestiones tuvo lugar el pasado miércoles 5 de mayo en el COREPER, cuando maniobraron para asegurarse una mayoría cualificada con la intención de que la propuesta irlandesa sea aprobada sin discusión previa durante el próximo Consejo de Ministros de la Competitividad del 17 y 18 de mayo.

El COREPER está compuesto por los representantes permanentes de los estados miembros en Bruselas, y suele preparar las reuniones de Consejo de Ministros. En su última reunión aprobó esta propuesta irlandesa con los votos en contra de Alemania, Eslovaquia, Dinamarca y Bélgica. Técnicamente esta decisión es sólo una previsión de lo que ocurrirá el 17 y 18, y hasta esa fecha, los estados miembros pueden expresar otras opiniones, si sus gobiernos lo estiman conveniente.

Esta decisión en el COREPER ha producido declaraciones de rechazo en todo el arco parlamentario, con una unanimidad especialmente significativa en este periodo de precampaña electoral. Algunas de estas, recogidas por FFII, se exponen a continuación.

Daniel Cohn-Bendit, co-presidente del grupo de los Verdes/ALE ha manifestado: “Es evidente que en el Consejo no desean “armonizar” ni “clarificar”. Simplemente quieren asegurarse sus intereses en la imposición de patentes.”

Johanna Boogerd-Quaak, liberal holandés, manifiesta que Irlanda parece estar siguiéndole el juego a EE.UU.: “Parece que la Presidencia Irlandesa ha claudicado ante los intereses de las grandes empresas norteamericanas, puesto que esta medida perjudica a las PYMES europeas. Debemos asegurarnos que tras las elecciones podamos disponer de una mayoría dispuesta a defender nuestros intereses.”

Anne Van Lancker, socialista belga ha declarado: “El Consejo va más allá de la Comisión: además de hacer patentable el uso de algoritmos y modelos de negocio electrónico, proponen prohibir su publicación, permitiendo las llamadas “reivindicaciones de software”. Puesto que estas decisiones fueron tomadas a puerta cerrada, no debería sorprendernos en absoluto”.

Piia-Noora Kauppi, finlandesa del Partido de los Pueblos de Europa (conservadores) añade: “Puesto que el Consejo está intentando conseguir un compromiso con el Parlamento Europeo, debe basar su trabajo en el plenario. El Consejo está haciendo omisión consciente del espíritu de la legislación europea”.

ProInnova y otros grupos que trabajan por la libertad de innovación en Europa, ya avisaron sobre la propuesta irlandesa y su extremismo, tratando de introducir las patentes de software en Europa a pesar de la decisión del Parlamento Europeo, votado directamente por los ciudadanos de la Unión.

ProInnova, FFII y otros grupos que están apoyando esta campaña confían aún en que los gobiernos europeos se den cuenta de lo que supone el borrador que se está debatiendo en el Consejo Europeo, y lo rechacen, pidiendo a la Comisión que se acerque a la postura aprobada en el Parlamento Europeo. En particular, el gobierno de España tendrá la oportunidad de estrenarse en este tema en Europa defendiendo una postura que mantenga claramente Europa libre de patentes de software, con lo que eso supondría de positivo para nuestra competitividad, y para las iniciativas relacionadas con el software libre que está apoyando a varios niveles.

Más en general, ProInnova y los demás grupos que apoyan la campaña piden a todos los partidos políticos que se presentan a las próximas elecciones europeas que se posicionen claramente a favor de la propuesta de directiva que fue aprobada en el Parlamento Europeo, y se comprometan a defender el mantenimiento de los programas de ordenador fuera del ámbito de lo patentable.

ProInnova también apoya la propuesta de fondo de FFII de que más allá del debate estrictamente jurídico, cualquier propuesta legislativa sobre la patentabilidad del software sea tenida en cuenta según sus efectos sobre la validez o no de una serie de patentes (como las incluidas en el juego construido al efecto por FFII). De esta manera puede razonarse sobre los efectos reales de esa propuesta. Según este enfoque la propuesta de la Comisión, y más aún la de la presidencia irlandesa, validan las patentes de software prácticamente sin límites, frente a la propuesta aprobada por el Parlamento, que limita claramente lo patentable dejando fuera los programas de ordenador.

Post a Comment

nueve − cinco =